Consejos sobre la carga de aire acondicionado

Categories Principal

Durante el verano es fundamental que el aire acondicionado del coche funcione perfectamente, pero puede que este necesite una carga. Si quieres tener los mejores precios del mercado simplemente debes hacer clic aquí para ir al mejor taller que encontrarás en el mercado y que te ofrecerá siempre el mejor rendimiento.

Sin embargo, puede que no sepas mucho sobre la carga de aire acondicionado, por lo cual te he preparado este post. Así, conocerás más y podrás hacerla de una forma adecuada para que tu coche funcione de una forma óptima, y así conseguir los mejores resultados.

¿Cuál es el gas utilizado?

En un principio, los coches funcionaban con un sistema de gas R12, pero este era dañino para la capa de ozono. Luego se sustituyó por el R134a que se sigue utilizando en la actualidad, pero que este cuenta con un elevado potencial de calentamiento atmosférico por lo cual es un poco más costoso gracias al impuesto de Gases Fluorados de Efecto Invernadero.

Por otra parte, los coches más actuales al año 2018, vienen con el gas R1234yf que genera menos efectos negativos para el medio ambiente. Sin embargo, su coste es mucho mayor por lo que muchos usuarios siguen prefiriendo el R134a.

¿Por qué se debe cargar el gas?

Debes tener en cuenta que el aire acondicionado del vehículo debería funcionar por lo menos durante 15 minutos al mes. Esto debe aplicarse incluso durante el invierno para que todo el sistema del aire acondicionado pueda estar en perfecto estado.

Si no se enciende el aire acondicionado de forma regular el sistema tiende a deteriorarse y a resecarse, por lo cual se pueden producir pequeñas fugas de gas. Estas fugas, hacen que el nivel de gas disminuya y por lo tanto el aire acondicionado dejará de funcionar adecuadamente.

¿Por qué usar un gas homologado?

Puede que te hayas topado con un taller en el que te ofrecen un gas que tiene un coste mucho más bajo, pero que no cuenta con una homologación. Sin embargo, esto es lo peor que puedes hacer porque los gases no homologados pueden casuar daños irreparables al sistema de climatización.

En todo caso, puede que el efecto se vea reflejado a largo plazo, pero siempre es mejor que se utilice un gas homologado. Lo mejor será optar siempre por el R134a por el momento, incluso cuando este resulte más costoso, porque podrás hacer que tu coche esté en buen estado por más tiempo.